• Lunes a Viernes de 9:00 am 2:00pm,

Reflexiones Dominicales

Homilias Dominicales

Homilía jun. 19 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
19 DE JUNIO DE 2011

 

Queridos hermanos, después de haber celebrado los principales misterios de la vida de Jesús, su pasión , su muerte, su resurección, su ascención gloriosa hacia los cielos y la venida del Espíritu Santo, hace ocho días, hoy celebrbamos la fiesta de la Santísima Trinidad; al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo, tres personas distintas, un solo Dios verdadero. Dios Padre es el Creador y Señor de nuestra historia, el que quiere que todos los hombres nos salvemos y lleguemos al conocimiento de la verdad; Dios Hijo es el enviado del Padre, y es quien manifiesta el amor que el Padre nos tiene pues nadie ha visto ni conoce a Dios sino por el Hijo, que es Jesucristo, a quien la historia conoció hace más de dos mil años mediante sus paisanos; nosotros le conocemos por su doctrina, por la Iglesia que Él fundó, por el Evangelio y por los sacramentos; Él nos revela al Padre.

Homilía jun. 12 / 2011

EscudoVictorHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,

PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL
12 DE JUNIO DE 2011

 

Queridos hermanos, hoy la Iglesia celebra las fiestas de Pentecostés, Pentecostés era una fiesta judía pero los primeros cristianos llamaron así a la fiesta del Espíritu Santo. Los apóstoles, como buenos judíos, celebraban las fiestas de su pueblo y, según nos narra el libro de los Hechos de los Apóstoles, el día de Pentecostés ellos discípulos estaban reunidos y de rrepente se escuchó un ruido que venía del cielo como cuando sopla un viento fuerte que resonó por toda la casa, y empezaron a aparecer lenguas de fuego que se posaron sobre la cabeza de los apóstoles y todos quedaron llenos del Espíritu Santo; la fiesta del Espíritu Santo que hoy celebra la Iglesia, coincide con la fiesta de Pentécostés.

 

Homilía may. 29 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
29 DE MAYO DE 2011

Queridos hermanos, escuchamos en la Monición a la Primera Lectura que Felipe predicaba en Samaria a Cristo y la multitud le escuchaba con atención; la multitud había oído hablar de los milagros que hacía, y los estaban viendo. Los milagros que los discípulos hacían no eran en nombre propio sino en nombre de Jesucrito; de muchos poseídos salían espíritus inmundos lanzando gritos; los paralíticos quedaban curados, y estos hechos despertaban alegría en aquellas ciudades, según narra el autor del Libro de los Hechos. Cuando los apóstoles que estaban en Jerusalem se enteraron de que Samaria había recibido la Palabra de Dios enviaron a Pedro y a Juan, quienes al llegar oraron por quienes que se habían convertido para que recibieran al Espíritu Santo, aquellos convertidos habían sido bautizados en el nombre de Jesús y ahora Jedro y Juan les imponen las manos y ellos reciben al Espíritu Santo.

Homilía may. 22 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
22 DE MAYO DE 2011

 

Querios hermanos, estamos en el quinto Domingo de Pascua y estamos acercándonos a las fiestas que clausuran el hermoso tiempo pascual: La Gloriosa Ascención de Jesús hacia los Cielos y la Venida del Espíritu Santo.

Hoy en la Primera Lectura del libro de los Hechos de los Apóstoles se nos narran las dificultades que hay al interior de la primitiva comunidad cristiana; esta Iglesia naciente es un grupo humano con un mismo corazón y unos mismos sentimientos; ellos compartían y tenían todo en común pero enfrentaron dificultades, pero esas dificultades fueron una oportunidad tanto para el crecimiento de la iglesia de Jesús como para que los apóstoles quedaran libres de otros compromisos, para que pudieran dedicarse a la predicación de la Palabra.

Homilía may. 15 / 2011

EscudoVictorHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,

PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL
15 DE MAYO DE 2011

 

Queridos hermanos, en estos días de Pasucua, seguimos escuchando en la narración del libro de los Hechos de los apóstoles el testimonio de Pedro y de los once, acerca de la resurección de Jesús. El día de Pentecostés Pedro levanta la voz y anuncia su mensaje a la muchedumbre. "Sepa todo Israel con absoluta certeza que Dios constituyó como Salvador y Mesías a Jesús, mismo que ustedes crucificaron. De esta predicación, en la Iglesia prinitiva, surge el proceso de la fe que seguirá la Iglesia por los siglos siguientes.

Homilía may. 8 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
8 DE MAYO DE 2011

 

En la Primera Carta de Pedro, que escuchamos como Segunda Lectura, escuchamos el testimonio de Pedro y los demás Apóstoles, de la Resurección de Jesús. "Hermanos: Jesús resucitó y de ello todos nosotros somos testigos"; Jesús fue llevado a los Cielos por el poder de Dios y recibió del Padre al Espíritu Santo, lo comunicó como ustedes lo están viendo y oyendo. Pedro nos hace reflexionar sobre este mismo misterio de Jesús muerto y resucitado, y en el cual nosotros participamos por medio del bautismo.

Homilía may 1 / 2011, Fiesta de la Divina Misericordia y Juan Pablo II

EscudoVictorHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA CON OCASIÓN DE LA FIESTA DE LA DIVINA MISERICORDIA Y
LA BEATIFICACIÓN DEL SIERVO DE DIOS JUAN PABLO II

 

Dichosos los que creen sin haber visto (cfr. Jn 20,19-31)

Hoy, Domingo de la Divina Misericordia, en medio de la alegría de la Pascua, Dios nos concede, por ministerio de su Vicario en la tierra, la gracia de contar con un poderoso intercesor y un gran ejemplo de discípulo y misionero de Cristo: el beato Papa Juan Pablo II, justamente llamado “El Grande”, en quien contemplamos las maravillas que Cristo ha hecho con su resurrección al vencer para siempre al pecado, al mal y a la muerte, renovar todas las cosas y concedernos el poder de llegar a ser hijos de Dios, partícipes de su vida plena y eterna, que consiste en amar.

Homilía may. 1 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
1º DE MAYO DE 2011

Queridos hermanos, hoy celebramos  la Octava de Pascua, durante estos ocho días hemos estado alegres celebrando a Jesús resucitado; nuestra alegría continúa durante los días siguientes hasta que completemos 50 días pascuales en que estaremos celebrando la Resurección de nuestro Señor Jesucristo. En esta Octava de Pascua, nuestro queridísimo Papa Juan Pablo II instituyó esta fiesta de la Divina Misericordia, y hoy celebramos también esta fiesta; además es primero de mayo, día en que celebramos a San José obrero.

Homilía abr. 19 / 2011 Martes Santo

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DE MARTES SANTO EN CATEDRAL,
19 DE ABRIL DE 2011

 

Queridos hermanos:
Atraidos por la belleza litúrgica de esta Santa Misa Crismal, que es parte de la celebración del Jueves Santo, pero que por nosotros, por motivos pastorales pasamos al Martes Santo, conmemoramos a Cristo, el único Sumo y Eterno Sacerdote, el Ungido. Nos reunimos en esta hermosa Catedral, casa de Dios y casa nuestra, para consagrar los óleos santos dispensadores de la vida divina por la acción salvífica de los sacramentos. Este hermoso monumento religioso y cultural, nuestra iglesia Madre  que terminó y consagró el Obispo Juan de Palafox y Mendoza, es testigo de esta celebración de Jueves Santo. En comunión con un servidor a quien indignamente el Señor ha puesto como Arzobispo de esta Iglesia particular, han venido mis queridos Obispos Auxiliares, presbíteros y diáconos para renovar con especial entusiasmo y alegría las promesas que hicieron el día de su Ordenación Sacerdotal; y lo vamos a hacer delante de nuestros fieles, pueblo santo de Dio.

Homilía abr. 17 / 2011

arzobispoHOMILÍA DE S. E. MONS. VÍCTOR SÁNCHEZ ESPINOSA,
ARZOBISPO DE PUEBLA,
PRONUNCIADA EN LA MISA DOMINICAL EN CATEDRAL,
Domingo 17 de abril de 2011

 

Queridos hermanos: Después prepararnos, desde el principio de la Cuaresma, con oración, prácticas penitenciales y obras de caridad, hoy nos reunimos para inicar con toda la Iglesia Universal la celebración anual de los misterios de la Pasión, muerte y resurección de Nuestro Señor Jesucristo. Los misterios comenzaron con la entrada de Jesús en Jerusalém; la Cuaresma ha quedado atrás e iniciamos la Semana Mayor. Debemos vivir santamente estos días, por eso es una Semana Santa, son días distintos a los demás, en los que nuestra oración, reflexión, contemplación y celebración de estos días que celebra toda la Iglesia, nos ayudarán a crecer en vida espiritual. Por eso hemos acompañado con fe y devoción a nuestro Salvador en su entrada triunfal hacia la Ciudad Santa para que participando estos días de su cruz, de su Pasión y su dolor, también participemos un día  de su gloriosa Resurección y de su vida.